viernes, 3 de enero de 2014

¿QUÉ SON LOS ANUNNAKI?


El misterio sobre el origen de la civilización sigue siendo una preocupación fundamental de nuestra cultura occidental. La ciencia –nuestra religión actual– no ha logrado responder aún a una pregunta que para los pueblos antiguos tenía su solución en dioses venidos del cielo, casi siempre de aspecto humanoide, aunque con algunas diferencias…
El arte oriental, y especialmente el de las grandes civilizaciones como la babilónica, o la egipcia,
están llenos de referencias a seres gigantescos, mezcla de humanos y animales...

Para investigadores como Zecharia Sitchin, las similitudes que existen entre mitos de distintos pueblos del pasado es una prueba de que algo real los inspiró a todos. Esos dioses creadores, llegados desde las estrellas, debieron existir realmente, quizá venidos desde algún planeta lejano.
Son, según recoge de los textos sumerios –los primeros textos humanos que se conocen– los Anunnaki.
Provendrían de Nibiru, un planeta situado en una galaxia lejana, con condiciones climáticas muy similares a la Tierra.
En su teoría –la de Sitchin– ese planeta Nibiru habría sufrido en algún momento del pasado un cataclismo que habría obligado a sus habitantes a tener que buscarse la vida por el resto del Universo.
La Tierra habría sido para ellos un buen lugar donde abastecerse –de oro, principalmente, el mineral de los dioses, para los egipcios– y de ahí habría venido la necesidad de colonizar este planeta.
Probablemente, dicen los investigadores, los Anunnaki tuvieron que crear a los humanos como una forma de facilitar la extracción de la riqueza. Animales de carga, digamos. Mitad terrícolas –puede que con ADN de los misteriosos neandertales–, y mitad extraterrestres.
Es, como puede verse, una teoría seductora, muy elaborada e interesante, que se hace más creíble según se ahonda en ella.
Tiene, por supuesto, multitud de inconvenientes, pero como cualquier teoría que se precie.
El caso es que se fundamenta en los restos que nos quedan del pasado, y eso juega a su favor.
La Tierra, tan inmensa para nosotros, humanos, está llena de pistas que nos hablan de culturas aisladas entre sí que llegaron a las mismas conclusiones, que se desarrollaron de maneras muy similares; que construyeron pirámides, por ejemplo, o que elaboraron religiones muy parecidas entre sí…
Dicen que los Anunnaki regresan a la Tierra periódicamente, cada 3.600 años. Y que su próxima llegada está próxima.

Esperemos que no se enfaden mucho por el estropicio que hemos montado durante su ausencia...

No hay comentarios:

Publicar un comentario