jueves, 28 de julio de 2016

LECTURAS IMPRESCINDIBLES (III): TOLEDO Y LA MESA DE SALOMÓN, de José Ignacio Carmona Sánchez

por Marcus Polvoranca

Yo buscaba un libro sobre Toledo y sus leyendas, y este título salió de pronto a mi paso.
Como en la vida las personas, los libros surgen sin que los esperemos, y para el buen lector hay una historia que contar detrás de la bibliografía que acompaña a nuestra biografía, repleta de anécdotas y de la sospecha ‒cada vez mayor en mí, a medida que pasa el tiempo‒ de que todo ese conjunto de casualidades que conforman nuestra historia no lo son tanto, y parecen seguir un plan que se nos escapa pero que está ahí, que podemos descubrir analizándolo todo desde cierta perspectiva.

Apareció ‒el libro, digo‒ una mañana de octubre, o de noviembre, paseando, como tantas otras veces siempre que puedo, por el casco histórico de Toledo. Estaba expuesto en el exterior de una librería 

miércoles, 20 de julio de 2016

LECTURAS IMPRESCINDIBLES (II): PARA ENTENDER A LOS EXTRATERRESTRES , de Wiktor Stoczkowski

por Marcus Polvoranca

Un verdadero fan del misterio tiene, casi por obligación, que ser escéptico. No un escéptico, de los pertenecientes a esa extraña corriente de renegados que gritan, se desesperan y pierden más tiempo en combatir a los que ellos consideran «embaucadores» que a cultivar esa ciencia a la que tanto dicen venerar, sino escéptico, es decir, alguien que simplemente exigen un mínimo de pruebas para aceptar una afirmación como válida o inasumible.



Es algo inevitable, como forma de no convertirse uno en un simple creyente, capaz de tragarse cualquiera de las cosas ‒en ocasiones aberrantes, o directamente risibles‒ que aparecen a diario por Internet, y sí, en cambio, disfrutar (que para eso, y no para otra cosa, estamos aquí) de la inigualable delicia que supone el rastrear, explorar o investigar en el terreno fértil y verdaderamente enriquecedor de lo insólito, mucho mayor de lo que a muchos ‒esos «escépticos», precisamente‒ les gustaría admitir.
Es ahí, en esta noble premisa de ser escéptico sin caer en ningún tipo